miércoles, 30 de marzo de 2016

¿Dios nos protege o es tan solo una apariencia motivada por nuestra fe?




Supongamos, hipotéticamente, si yo, tú contratas  a un guardaespaldas, a un vigilante, etc. Para que realice una labor de protección, de impedir que se roben algo, que se cometa una infracción a la ley, pero si el vigilante, guardaespaldas, particular o ser superior a quien se le ha encargado esta tarea, falla, ¿qué debemos hacer, qué pensaríamos, cuáles serían las consecuencias de tal falta, del incumplimiento de la tarea designada?... ¿Despedir al guardaespaldas porque permitió, que lastimaran a su cliente, amonestarlo porque no pudo impedir el crimen, el robo, el asesinato?... eso se consideraría lo más lógico, ¿no creen?

Por lo general es lo que se haría, pero esto no ocurre en el caso de un dios al cual una madre, un hijo, cualquiera, ha consagrado una tarea, una petición. La madre, por ejemplo, le pidió a dios que protegiera a su hijo, confía en que dios si lo cuide y no le pase nada malo; hasta ahí, normal, cosas de la gente, cosas de la fe, pero la cuestión es que cuando todo lo malo sucede, cuando lo roban, lo apuñalan, la violan, la secuestran, etc. ¿Por qué no dejan de creer, por qué no abandonan su fe, su confianza en ese dios que, aparentemente, les ha fallado?

Y buscan para el mal ocurrido cualesquier excusa, se resignan, pero no decae su nivel de fe;  se inventan que lo que pase siempre es la voluntad de dios y no se puede criticar, lo malo que han vivido tendrá sus motivos, sus razones y no se permite  criticar los sabios designios de un dios que es superior a ti…

¿Se puede culpar a un dios por no proteger a nuestros seres queridos o simplemente, la culpa es de la persona que absurdamente cree que en realidad hay un ser superior que lo protege a él o a los demás, a quien él o ella se lo pide y de verdad lo hace?
Verdad o no, las estadísticas sobre la violencia y la injusticia en general, parecen demostrar que nada ni nadie nos salva de la voluntad humana, de aquellos que cometen delitos a diestra y siniestra. 
¿Y cómo decide un dios a quién librar del mal y a quién no? ¿Bajo qué parámetros, con qué condiciones dios impedirá que los ladrones te roben, que nada negativo te pase? ¿Y por qué razón una persona X si le matan, si raptan a su hijo, acaso no pidió igual a dios que cuidara de sus seres amados?... Es extraño y contradictorio también, yo he visto, leído, sabido que los delincuentes salen ilesos la mayoría de las veces, pero no sus víctimas... ¿cómo voy a no dudar, a poner las cosas en tela de juicio?
 
La voluntad humana, el llamado libre albedrio no puede contradecirse con las intervenciones divinas....