miércoles, 30 de junio de 2010

Motivos para estar soltero (Extenso)

Mis motivos para estar soltero:

Si no le sirve así, mejor lárguese: No la voy a celar con ninguno, no le voy a reclamar ni a llamarla el día de su cumpleaños, no le voy a regalar nada mensualmente, ni el estúpido día mercadotécnico del Amor y la amistad. No jugaré al amigo secreto, es patético.
No la pienso embarazar; vístase como le dé la gana, córtese el cabello si gusta, no lea, o lea, crea o no en cultos, considérese bruta o inteligente, eso a mí no me afecta. Pero no me pida que baile, ni que frecuente sitios repletos de gente aparentemente feliz. No me exija estupideces, no me voy a cortar el cabello porque usted me lo sugiera, me lo cortaré cuando se me antoje. No intente influir en mis conceptos, ni pretenda que dejaré de hablar de negativismo, a mí no me estorba conversar de cosas deprimentes. Conmigo no será más feliz ni más triste, esos estados de ánimo no dependen de mi persona.
No me pida que compre un teléfono celular, nada más harto que estar pendiente de los minutos. Ay, no tengo minutos… (Léalo con acento burlón).
No crea que cambiará mis pantalones estrechos por unos a la moda, no espere que la invite al mal cine de Estados Unidos. Ni crea que me dejo estafar por un establecimiento que cobra lo que ofrecen al doble y al triple del precio real. Sueña y divaga si busca que no beba Licor. Si lo que necesita es que alimente sus faltas afectivas, pues no le sirvo.
No le diré que está bonita sólo por ganar puntos, o lo considera así por sí misma o se pudre. Empalagoso ni pagándome, pucheros hágale a otro, a mí me habla con la voz suya o no me hable. Sepa cuándo actuar con seriedad y cuándo dar algo de cariño. No se exceda en lo cariñosa, no me agarre la mano sin que antes lo consienta, mienta bien o absténgase, no se calle si algo le molesta, hable, ¿o no aprendió a hablar?
Si es bruta, disimule. Si es fea no me lo recuerde con sus quejas, por favor, no me diga que vaya a ejercitarme con usted. Cero ciclo—vías, cero trotar, cero aeróbicos.
Ponga problema cuando yo cometa un error, no cuando piense que lo cometí.
No fastidie con rodeos, ni indirectas. Ojalá no me presente a sus padres, deje a su mamá en la casa o en el trabajo, yo salgo es con usted, no con ella. Dígale a su papá que no se preocupe por mí, que hijos ni de riesgos deseo crearle en el vientre.
Se soporta a mis amigos o se larga, se aguanta mis ebriedades o no somos amigos, novios o como lo llame. No se preocupe si no le muestro celos, eso no significa que no me interesa. Sin horarios, sin días especiales, así funciono mejor.
No me dé leche, queso o mantequilla. Fríjoles no se le ocurra servirme, lentejas tampoco. No me comprometa moralmente en sus creencias. No se inquiete por mi edad, no se sienta vieja estando joven, no se queje porque está a punto de cumplir años, no me moleste diciendo que le gustaría hacerse una liposucción o un implante de senos, etc.
Irremediablemente, que su vocabulario carezca de jerga callejera. No me critique por prejuicios, atáqueme porque tal vez tenga razón. No me pregunte si estoy estudiando, quiérame por quien soy, independiente de donde estudio. No pertenezca a esa clase de gente obsesionada con el ambiente universitario, no me juzgue, no me clasifique, no me pida que compre el formulario para el examen de la universidad, sepáreme de su vida estudiantil, no me una a ella, no me pida que la lleve o la recoja en la universidad, usted está muy grande para depender de alguien. No dependa de caricias o frases cursis.
Si es infiel, no se llene de remordimientos, no me informe de sus traiciones, o no termine conmigo porque crea que no se lo perdono. No me sugiera que compre esto o aquello. En diciembre no me fastidie con que la acompañe a ver los alumbrados, no me traiga natilla y buñuelos de su casa. No me pregunte que si la quiero o la amo. Si con usted estoy es porque no la detesto. Alimentar su ego no me agrada. No se acueste conmigo como si eso fuera una especie de premio. Su cuerpo no es un regalo para mí. En el coito participamos y disfrutamos ambos, si no opina lo mismo, entonces muérase. No me abra las piernas porque me he portado bien o porque llevamos un año de novios, o porque estoy de cumpleaños. Abra las piernas porque a usted también le gusta.
Diga las cosas concretamente, no use los gestos para comunicarme algo.
No me ponga a prueba para aceptarme, me quiere o no. Sea capaz de contrariarme, no actúe como imbécil, defienda su posición. No controle ni se deje manipular.
No llame porque yo la llamo, y no deje de llamar porque no la he llamado en tres días. Separe una cosa de la otra, no piense que si me llama se está humillando, o demostrando demasiado interés. No juegue, no siga las reglas de la atracción. Estúpido comportamiento: si no me llama, me enojo, si no me invita a salir antes de las ocho después le invento una excusa o me enfado. Si no nota que me cambié el peinado, le inició una pelea. En fin. (Léalo con tono burlón)
Puedo ser su novio, su amante, pero no su razón para vivir, yo no le haré olvidar lo aburrida que es su vida. No me use para ser feliz. Que su vida no gire en torno a alguien. Viva independiente de mí, o de los demás. Tenga amigas, amigos, no es mi labor prohibirle esto o aquello. No discuta por costumbre, pues me cansa. No me interrogue por mis amigas, no las considere un peligro.
Béseme, no se quede sentada esperando, no desista porque eso la haga ver como una mujer fácil. Usted ya sabe que me atrae y besarme no le quita nada. Envíe a la mierda su orgullo de mujer que la detiene tanto a actuar libremente. Por favor, no se aproveche de mi amor por usted, no abuse de su poder, no use su cuerpo para obtener favores o detalles de mi parte.
No mienta, no finja que le gusta leer, conserve su carácter, no se modifique ni me modifique. No convierta al trabajo en una excusa para alejarse, usted sabe que a cualquier hora me encuentra en la casa, con una pequeña excepción de los sábados, pues naturalmente estaré bebiendo licor.
No le tema a la desnudez, no vea su cuerpo con desagrado, no sea tímida. No le importe si tengo auto o moto, no me pregunte acerca de fútbol, no me invite al estadio, no me pregunte sobre mi futuro, use su dinero no dependa del ajeno. No se maquille como mujer de cabaret, no me pida que use perfumes a la moda. No me invite a sus compras, no me incluya en festejos donde no se reparta Licor.
Compre máximo tres cervezas para comenzar a embriagarnos. Odie a los ridículos, discrimine a los demás, no sea condescendiente, no salude a los hipócritas, no sonría por agradar.
No se mire tanto en el espejo, no se tinture el cabello, a menos que si se vea bonita.
No confunda pasión y ganas de penetrarla, con desamor y no exija amor para aceptar una relación sexual. No exija pruebas de amor, ni que se las pidan. No me bese una vez, pero sí más de diez, gracias.
No se comporte como si fuera la más bonita, la más tetona y de mejor trasero.
No soy su papá o su mamá así que, no se ilusione con que le compre ropa, y radicalmente, no espere credenciales con mensajes cursis, o vidrios pintados de corazones y frases como ”nunca cambies”, ”eres genial” en una tarjeta.
Ojalá le guste el humor negro, y la tragedia a modo de chiste.
Reconciliaciones máximo una. Conversar mínimo una hora, muerte a los silencios incómodos y esconda lo excesivamente frívolo, pero tampoco se exceda en la actitud de intelectual, de súper cultural.
No me obligue a comer helado en la calle, ni me ponga en situaciones incómodas.
Incómodo es ir a su casa, pero si sus padres no son tan fastidiosos como la mayoría, pues allá la recojo. Incómodo es ir a bodas, primeras comuniones, bautizos, etc. Si me embriago, me lo disculpa.
¿Usted es de las que como requisito pide que uno se afeite hasta el culo, las piernas, etc?
Le acepto afeitarme por delante, pero con mi culo no se meta, usted no se va a aguantar la picazón, yo sí.
Ni se le ocurra usar un piercing, además la moda ya pasó. Si fuma marihuana no me convide.
Tampoco me agarraré a los puños con un hombre por proteger su honor.
Si me pega en la mejilla sin justificación, pues le devuelvo el golpe con un puño.
“Ni con el pétalo de una rosa”. No lo comparto, si se gana el puño se lo doy.
Si nos encontramos en medio de una balacera, salga corriendo, porque yo no me voy a lanzar sobre usted para protegerla de las balas. Primero mi seguridad.
Si le da frío no le prestaré mi chaqueta o el abrigo, es culpa suya no traer con que arroparse.
No me ponga problema si le menciono a otras mujeres, o si me ve sonriente con alguna.
Si soy amable con usted, con ellas también. De malo no hay nada en ello.

Si busca sentirse protegida, pues salga con un seguro de vida, con un fondo de pensiones, con un chaleco antibalas, con un traje antimotín, etc. No conmigo.

Si su interés es verme como fuente de gastos, pues sepa que uno puede jugar a ser un cajero automático, pero no tienes la clave para sacarme el dinero.
¿Es usted de las que en vacaciones persigue un hombre para no aburrirse?
Si se deja cohibir por las costumbres y las apariencias, mejor no hablemos.

martes, 29 de junio de 2010

woody Allen, buen Cine, Buen sentido del Humor



Woody Allen: Es un talento innegable en el mundo del cine. Tal vez a muchos no les guste lo que yo considero lo mejor de sus obras: Los diálogos, la sinceridad con que expone sus ideas, el concepto del amor, de dios, la vida, la muerte, del fracaso, la moral,el absurdo,etc. Lo que más disfruto es su Humor Negro.
Estas son algunas de sus frases que obviamente no me disgustan y que también parece que las hubiera dicho yo:

0. Mi forma de bromear es decir la verdad. Es la broma más divertida.
1. Yo nunca he creído en Dios. Nunca, ni cuando era niño. Yo siempre he pensado que aunque exista, ha hecho tan mal las cosas que no entiendo como la gente no se une para presentar una demanda conjunta contra Él..."
2. El sexo sin amor es una experiencia vacía. Pero como experiencia vacía es una de las mejores.
3. Sólo existen dos cosas importantes en la vida. La primera es el sexo y la segunda no me acuerdo.
4. En realidad, prefiero la ciencia a la religión. Si me dan a escoger entre Dios y el aire acondicionado, me quedo con el aire.
5. El dinero no da la felicidad, pero procura una sensación tan parecida, que necesita un especialista muy avanzado para verificar la diferencia.
6. El miedo es mi compañero más fiel, jamás me ha engañado para irse con otro.
7. La única manera de ser feliz es que te guste sufrir.
8. De pequeño quise tener un perro, pero mis padres eran pobres y sólo pudieron comprarme una hormiga.
9. Prefiero que me incineren a que me sepulten y ambas cosas a un fin de semana con mi mujer.
10. Si Dios tan sólo me hiciera una simple señal, como hacer un ingreso a mi nombre en un banco!
11. ¿Existe el Infierno? ¿Existe Dios? ¿Resucitaremos después de la muerte? Ah, no olvidemos lo más importante: ¿Habrá mujeres allí?
12.Y mis padres por fin se dan cuenta de que he sido secuestrado y se ponen en acción rápidamente: alquilan mi habitación.
16. No sólo de pan vive el hombre. De vez en cuando, también necesita un trago.
17. No creo en una vida más allá, pero, por si acaso, me he cambiado de ropa interior.

sábado, 26 de junio de 2010

Frases de Albert Camus


1. No camines delante de mí, puede que no te siga. No camines detrás de mí, puede que no te guíe. Camina junto a mí y sé mi amigo.
2. El éxito es fácil de obtener. Lo difícil es merecerlo.
3. Una prensa libre puede ser buena o mala, pero sin libertad, la prensa nunca será otra cosa que mala.
4. Es un tipo de esnobismo espiritual lo que hace a la gente pensar que pueden ser felices sin dinero.

5. No puedes adquirir experiencia haciendo experimentos. No puedes crear la experiencia. Debes experimentarla.
6. . "Inocente es quien no necesita explicarse.".
7. Los tristes tienen dos motivos para estarlo: ignoran o esperan."
8. "Demócrata, en definitiva, es aquel que admite que el adversario puede tener razón, que le permite por consiguiente, expresarse y acepta reflexionar sobre sus argumentos."
9. Los que escriben con claridad tienen lectores; los que escriben oscuramente tienen comentaristas."
10. La integridad no tiene necesidad de reglas.
11. Algunas veces pienso en lo que los historiadores del futuro dirán de nosotros. Una sola frase será suficiente para definir al hombre moderno: fornicaba y leía periódicos.
12. Si dios existe, ¿para qué los curas?.
13. Todas las desgracias de los hombres provienen de no hablar.
14. Un hombre sin ética es una bestia salvaje soltada a este mundo.
15. Ofrecer amistad al que pide amor es como dar pan al que muere de sed.

Pedir una cita médica, el horror


Levántate a las dos o tres de la madrugada para ir a recibir un ficho a las seis de la mañana. si no llegas antes de las 4:30 te tocará, más o menos, el ficho número 50. luego, espera tu turno, en general son 6 u ocho citas por hora. así que si tu ficho es el 50 te atenderán entre las nueve y treinta y las diez de la mañana. Ya has pasado seis horas esperando para conseguir una cita con el médico general. Seis horas o más, sentado, de pie, con frío, con sueño, con hambre, con malestar, etc. pero la regla número uno cuando se va a un hospital es "La Paciencia".
Ahora, la cita te la darán para las dos de la tarde en adelante, todo depende del número de ficho que te dieron, y para que el ficho sea de los primeros, debes madrugar más o quedarte despierto e ir lo más temprano posible.Y si el hospital queda lejos de donde vives, pues te toca quedarte dando vueltas hasta la hora estipulada de la cita. En fin, una porquería de situación. Y eso que estoy resumiendo lo desastroso que es y que además, yo no soy el enfermo ni el viejo decrépito, todavía soy joven y resisto las horas de tedio mejor que la gente enferma y vieja que veo siempre en los hospitales. y para cada cosa, hay una fila, fila para fotocopias, fila para pagar, fila para entregar documentos, fila para recibir la medicina, etc. !El Horror!.
La última vez que fui a pedir una cita, que ni era para mí, para un familiar, me aguanté once horas en esa pendejada tan vacía, tan deprimente. Menos mal, el adolorido no era yo, pero, qué asco.
Recomiendo que vean el documental de Michael Moore llamado "Sicko" para que se sorprendan.

viernes, 25 de junio de 2010

Más de dos mil años de engaño

Primero que todo, en realidad no son ni siquiera 2.00 años de mentiras, pues la iglesia católica se fundó en el año 325 después de Cristo.

Muy en serio pregunto: ¿Cómo es posible que alguien inteligente, analítico o rebelde no termine optando por el Ateísmo?
Mientras más se lee la biblia, más motivos encuentro para no creer. Lo que pasa con los creyentes es que escogen las partes que les convienen de ese libro o le dan interpretaciones acomodadas para su beneficio. Pocas veces muestra los párrafos radicales e inaplicables de la biblia. Además, Cristo no es dios. Antes de él hubo miles de seres humanos con otras creencias,ellos no vivieron con la idea impuesta de un jesucristo salvador y todas esas cosas primitivas que la mayoría acepta.
La iglesia católica es simplemente una mentira nueva, antes de cristo hubieron otras patrañas que actualmente han perdido su fuerza. Algún día sucederá lo mismo con esta Religión. Así como tú ves de manera ridícula las cosas que los indígenas, que los Egipcios consideraban sus dioses, del mismo modo, en el futuro se burlarán de ustedes por sus comportamientos.Por ejemplo:
Persignarse cuando pasan al lado de una estatúa de una mujer con un niño en los brazos, o al cruzar por una iglesia, ir a que les echen ceniza en la frente un miercoles.
En cientos de países hay diferentes culturas y cultos, ¿Entonces, los que creen en Buda o en Mahoma, están equivocados, no tendrán vida eterna, se podrirán en el infierno?
El mundo es muy grande, no tengas miedo por no seguir a los católicos, eso no te convierte en un maldito. Sé libre.

jueves, 24 de junio de 2010

Texto orden alfabético

Al buen ciudadano demos este frívolo gesto. Honrémosle invitándole jactanciosa “Katia”, lo más nuevo o pescado que regalen. Saldremos tropezando un viernes. Whiskey y Zoroastro amanecen boquiabiertos, compartiendo desde el feriado gustosas hermanastras indecorosas, jóvenes, kimonos lucen marchitados, nauseabundos. Osas preguntar, ¿quién reprime sexualidades tardías?… ungiré vulvas...whisky y zábila.
Aunque Bello cese de extralimitarse, fundarán gimnasios hediondos, insultarán jóvenes Kafkaianos leprosos, museos nacerán ostentando parlanchines. Queso rancio saborearán todos. UNESCO vendrá, Washington yacerá zapateando.
Amanece Bello con diarrea: Festivales, gastos, horas inútiles jugando. Kioscos luminosos, meseras necias organizan peleas que revuelcan sopas, tomates, uvas, wafles...Yugoeslavos zambullidos,
Agoniza Bello, comemos dulcemente exquisitos frijoles, gallinas, hijas insaciables. ¡Joven, Katherine, libérate, menospréciate! Nadaísmo, ostracismo, Pesadumbre, qué remordimientos sosegados. Transformaciones únicas, violadores, !WTF! xenofobia, yeguas, zarrapastrosos.

¿Qué es verdadero, qué es falso?

Cuestionémonos: cuando a voluntad elegimos, dizque fingir, pero, primero: ¿por qué nos mentimos afirmando que he representado un papel que no es mío? ¿Por qué digo que he fingido? ¿Basados en cuál situación absoluta?
La falla nace desde que aseguramos que lo que hacemos cotidianamente es “Lo verdadero” y que poseemos una faceta, una manera de ser única.
Si por ejemplo, una mujer me dice no querer a la persona con la que está, pero a pesar de eso lo trata bien, es dulce con él, etc. Ella me dice de que es una especie de actuación, que aunque no lo ama, lo acaricia, le habla con ternura y demás.
Ella cree que no es sincera, dice que le ha estado mintiendo, fingiendo.
Pero a mi parecer, se equivoca al afirmar que ha mentido.
Lo que no sabe ella, es que aquella sonrisa, aquel gesto que fue cariñoso, para él no fueron una farsa, en su mente las cosas que ella hizo fueron sinceras.

La Mentira no se interpreta a solas, son necesarios dos individuos, y desde el momento que lo tocaste lentamente y con suavidad el otro se creyó tu ternura, la mano que palpó su mejilla lo hizo sentir bien, y eso es lo que vale, porque el otro es quien juzga la veracidad de tus actos; en su Mundo, en su mente él piensa que le diste un gesto amoroso, sincero; en su subjetividad recibió una caricia realizada con honestidad; por lo cual, has fingido para nadie, a solas; fracasaste y triunfaste en tu mentira.

Debes enfrentártele y explicarle en cuáles momentos le mentías, y solamente así, convertirás lo que es falso para ti, en falso para el otro. De ahí en adelante la Mentira nace en su conciencia, se vuelve real, pertenece a más de un individuo.
Sin la confirmación del otro, no existe la Mentira como tal. La verdad o la mentira es algo revelado, algo que es conocido por más de una persona.

Segundo: si al mentir a propósito, sólo lo realizas internamente, esto divide tus acciones en “Mentiras a conciencia” y en “Mentiras en acto”. Las “Mentiras en acto” son las que siempre has llamado tu forma de ser, tu personalidad, la identidad, bla, bla, bla. Lo que haces dizque sinceramente, pero ocurre que, tanto Las “Mentiras en acto” como “Las Mentiras conscientes” pertenecen a una misma categoría.
Quiero decir, que nunca estás mintiendo ni siendo absolutamente real. Al contrario de lo comúnmente aceptado, Las “Mentiras conscientes” son hermosas demostraciones de tu libertad; ahí, en la situación o lugar que dices fingir, estás haciendo lo que en verdad deseas, pues pones toda tu energía para que no te descubran, te concentras en ello, te esfuerzas en mentir y convencer. Le impregnas realidad a cada palabra para que el otro la crea verdadera y de ese modo, eres más fiel a ti mismo que cuando actúas involuntariamente, sin prestar atención, por costumbre; lo fingido es más real que los anteriores comportamientos que denominas parte intrínseca de tu personalidad, en los que ni siquiera piensas antes de realizar.

Vives repleto de actos por inercia, por mecánica, lo voluntario se añadió a lo involuntario, sin que ello signifique, para mí, que es inconsciente la acción de abrir los ojos y observar; esa es una posición que no pide una concentración especial de tu parte, ocurre y listo, no te detienes a meditar en ello, en cambio, al fingir, al supuestamente pretender pones todos tus sentidos alerta, es una especie de Mentira que con la voluntad de mentir, anulas; la voluntad desvanece la Mentira, la pretensión de mentir muere si el otro no desconfía; desde que el otro te crea tu falsedad, ésta deja de existir como falsedad, pues no produce su efecto, no es reconocida como tal, la farsa individual no es veraz en la mente del testigo y por ende, carece de validez.

Tercero: ¿Cómo es posible afirmar que en cierto día pretendías y en otro eras tú mismo? No sé, porque en ninguno fingías absolutamente.
El que actúa necesita que su testigo se haga partícipe de su actuación, si los demás no saben que estás fingiendo, entonces no hay farsa, hay realidad en sus mentes.

martes, 22 de junio de 2010

Tu turno de sufrir llegará



Lo negativo, lo penoso, es persistente; al principio marchan bien los asuntos, más tarde, vas directo a la oscuridad, a la Mierda, directo al arrepentimiento, que es el sentimiento menos sustancial, al que siempre se llega demasiado tarde, en el momento exacto donde nada podrás remediar.
La vida está repleta de embrollos, es la base, la esencia de ésta; Vivimos hasta el tope de Problemas que designo “Problemas perfectos” y las soluciones usadas, “Imperfectas soluciones”.
Lo que se llama arreglar algo, es simplemente huirle, darle la espalda. La solución es pasajera; el problema no morirá, reaparecerá y nuevamente aplicarás tu mediocre método para calmar la crisis sin salvación. No te ilusiones, la tragedia renace, nunca se agota ni se dispersa. O se dispersa para que la desgracia les toque a otros. Hoy un terremoto en Chile, mañana un Tsunami en otra parte, la otra semana un volcán en erupción.
La próxima víctima de lo nesfasto puedes ser tú, que ves tanta Muerte en los noticieros. Vives muy tranquilo y relajado, hasta te ríes de ver tantos escombros y muertos... pero no te creas intocable, pues, ya viene una tragedia para ti. Y estaré mirándote mientras lloras y dices: ¿POR QUÉ?...

domingo, 20 de junio de 2010

Deja que las amistades o noviazgos mueran


No permitas que la falta de valor y de coherencia te encadenen a situaciones circulares. Rompe los lazos enmohecidos por el tiempo, no intentes resucitar o salvar una amistad o un amorío que ya ha muerto.
Las relaciones amorosas que permanecen con vida a causa de la comodidad, de la costumbre, del miedo a empezar desde cero, con miedo al cambio, etc. Las detesto, me parecen relaciones de un par de cobardes que se evitan el rompimiento por debilidad y no por fidelidad o amor verdadero. La mayoría de esas parejas con más de un año o dos años se niegan a afrontar la realidad, no a aceptan que las uniones con los demás son pasajeras, no duraderas, inestables, mortales; Esa gente miedosa no acepta que algún día dejarán de verse, de llamarse, de encontrarse, de saludarse. No piensan que le hablarán a alguien nuevo, que amarán a alguien más, que los amigos del presente se irán al carajo, que las uniones son endebles o falsas.

Cuando sean capaces de abandonar al otro, de nunca volver a llamarlo, capaces de no frecuentar los mismos lugares de antes, cuando cada uno de ellos cambie su vida radicalmente, cuando su cotidianidad no gire en torno a esas personas que alguna vez saludaron, conocieron y apreciaron… creo que me empezarán a caer bien.
Te propongo algo: Abandona a los amigos de la infancia, al carajo con la gente con la que estudiaste el bachillerato o la universidad, también aléjate de los compañeros del barrio... Olvídate del primero que te besó, que te desnudó, no le hables más a la primera mujer que desnudaste, busca nuevos hombres para desnudar, nuevos senos para mamar; olvídate de los amigos que conociste en la adolescencia, consigue otros nuevos y a esos nuevos, también déjalos pasar, miénteles, traiciónalos, insúltalos; no evites que sigan su camino, que se larguen; no conserves amistades o noviazgos por costumbre, por rutina.
Ten capacidad de afrontar la soledad, la derrota, la decepción. No vivas en un mundo de fantasía y "AMIGOS PARA SIEMPRE".


Patético.

viernes, 11 de junio de 2010

Paroxismo sentimental





















(Hidiotismo, viene de hipnotismo)

La intensidad de los sentimientos que logro padecer sufren una subida injustificada y una rápida caída más coherente que el paroxismo de las primeras semanas. Es en ese tiempo donde se debe aprovechar el "Hidiotismo" auto-infundado y saborear la carne del otro con ahínco, con apuro, sin medidas, ya que las semanas venideras, traerán consigo, aburrimiento, hastío y la lejanía inevitable... no se darán segundas oportunidades ni quedarán cenizas para revivir algo. La mujer terminará preguntándose: ¿Por qué me metí con este tipo?
soy a la inversa del cuento: al principio soy un príncipe azul y luego me convierto en el sapo. primero soy encantador, depués nace El Marrano Azul.

Nota: Espero la llegada de mi próxima mujer insustancial,

martes, 8 de junio de 2010

30 primaveras


30 años pensando diferente y eso no es un cumplido, mucho menos un beneficio.
30 años y no sé si es bueno sacar la balanza y ver si estoy más abajo o parejo.
Qué afán, somos el experimento, la rutina hecha persona, un individuo más entre otros millones...¿Por qué la gente se engaña con la idea de que es especial?
Lo que no negaré es que es mejor estar vivo, que hace rato enterrado y no haber vivido lo que ocurrió el año pasado, pues cuando la vida no es perfecta, hay que divertirse con las cosas patéticas y con los errores.
Bueno, vamos a ver qué pendejadas nuevas hago en estos 30 años.

sábado, 5 de junio de 2010

Pessoa


1."Seré siempre el que esperó a que le abrieran la puerta, junto a un muro sin puerta"

2. "Nunca amamos a nadie: amamos, sólo, la idea que tenemos de alguien. Lo que amamos es un concepto nuestro, es decir, a nosotros mismos".

3. "El poeta es un fingidor. Finge tan completamente, que llega a fingir que es dolor, el dolor que de veras siente"

martes, 1 de junio de 2010

¿Vagancia o agotamiento?

Es irremediable, siempre me alejaré de las familias, pues lo más común es que aquéllos que son papá y mamá, odien el libertinaje, la mente abierta, el rechazo a los convencionalismos, mi no problema con las drogas, los vicios, hasta cierto punto.
La típica familia rechaza el homosexualismo, la infidelidad, el sexo sin ataduras, el aborto, las medidas anticonceptivas, el ateísmo, el no interés por construir un hogar y vivir esa rutina con amor y respeto. Lo que debo hacer para que me miren con buenos ojos: Madrugar o trasnochar en el trabajo, agotarme, destruirme, olvidarse de uno mismo y actuar por amor y responsabilidad con mi familia; quedar en tercer o cuarto plano respecto a mi mujer e hijos. E ir orgulloso de ese sacrificio que, según la mayoría, es sagrado.
Más bien dicho, es la maldición, un círculo existencial inquebrantable para encajar o ser parte de esa sociedad que se equivoca a la hora de criticar al soltero, al hombre o la mujer sin hijos.
Se lo ve con tristeza al hombre solitario, a la mujer se le llama fracasada o beata, solterona, términos despectivos. Pero yo pienso que es más feliz el hombre exento de esas locas cargas, de esas obligaciones. Es más por necesidad patológica que un hijo sea en verdad agradable. Esa falta de amor en sí mismo es llenada por lo que él considera “su hogar”.
Si no cumplo con esos requisitos, fracasé, desperdicié la vida, bla, bla, bla.
¿Cómo añorar hijos si se opina que la gente es una porquería?
Yo no quiero contribuir a traer más suciedad, a crear más mentirosos, más asesinos, más estafadores. Así que, un hijo menos, es un posible asesino no nacido. No es negativismo, es temor del mundo de las nefastas posibilidades que no me interesa abrir.
Tienen los ojos cerrados, el que mata, el que roba, el que engaña, el que te miente, el que lastima, es hijo de alguien que se evitó mi pensamiento o que simplemente no le preocupa la humanidad y anda campantemente por el planeta embarazando a cualquiera que se le desnude y no mira las consecuencias. cree que un hijo es un beneficio y no un desperdicio.
La mejor manera de salvar a la humanidad es no creando más gente.
Un embarazo es igual o muy similar a diseñar y construir un rifle. Ese cuerpo que va a salir del útero va a herir, va a causar daño. Hay que ir reduciendo las bocas que embaucan, las bocas que mienten, las manos que ahorcan, las manos que disparan. Dizque la sagrada familia, de una familia sale el delincuente, el deshonesto, el que genera sufrimiento, etc.
Los siempre positivos no lo verán nunca así.